Récord lamentable: El test de alcoholemia le marcó 6,26 g/l a un conductor del Alto Valle

El hombre de 60 años iba en contramano y casi atropella a una niña que paseaba con su familia.

General Roca.- En la noche del lunes, un conductor de 60 años batió un récord lamentable, luego de que el alcoholímetro le diera 6,26 g/l. Además, casi atropella a una nena de 7 años luego de quedarse dormido.

El vehículo, una vieja camioneta Volkswagen Saveiro, fue interceptado mientras que circulaba en contramano y termina subiéndose a una vereda.

Al llegar personal de la Policía y Tránsito municipal, confirmaron que el conductor se encontraba en estado de ebriedad, y no tenía ni carnet ni seguro. Además aseguró que no recordaba nada porque  se había quedado dormido unas cuadras antes.

El hombre no fue detenido, pero Tránsito secuestró el vehículo.