Por qué se celebra hoy el día del Boxeador Argentino

La celebración nació en 1923 con la "pelea del siglo" (Firpo-Dempsey) y la legalización del deporte de los puños en todo el Territorio Nacional.

Argentina.- El 14 de septiembre de 1923, en el Polo Ground de Nueva York, el argentino de Junín, Luis Ángel Firpo, enfrentó al campeón mundial de los pesos pesados Jack Dempsey, uno de los más fuertes pegadores de la historia del boxeo.

El boxeo en Argentina todavía no era un deporte popular, e incluso en muchas partes del país estaba prohibido. Firpo era un púgil limitado técnicamente, pero fuerte y muy inteligente. En una pelea vibrante, que hasta el día de hoy está considerada entre las 10 mejores de todos los tiempos, Firpo cayó 7 veces en 2 rounds, pero también arrojó afuera del ring al campeón, con una tremenda derecha.

El tiempo que tardó Dempsey en volver al ring todavía hoy se discute. Los expertos dicen que la filmación fue cortada y editada, pero que en realidad los segundos que pasaron fueron muchos más.

Firpo, antes de volver a Argentina, compró los derechos de la pelea, y una vez en su país se la vendió a los cines. Se calcula que ganó mucho más dinero con esto que lo que había cobrado por el combate.

Hasta el día de hoy, ningún argentino estuvo tan cerca de alzarse con el Título Mundial Pesado.