Fueron a ver al Indio Solari y de paso se vacunaron

Así fue la previa de la "misa ricotera", hubo un camión sanitario para vacunarse contra la hepatitis B.

Mendoza.- Esta vez, la previa de la «misa ricotera» -como se suele llamar a los shows del Indio Solari- tuvo un condimento especial: la vacunación. Entre el jueves y el viernes últimos, 2363 personas que acudieron a retirar o comprar su entrada al Autódromo Ciudad de San Martín Jorge Ángel Pena, en Mendoza, donde se realizó ayer por la noche el evento, recibieron en forma gratuita la vacuna contra la hepatitis B, en el marco de una campaña de inmunización implementada en forma conjunta por los ministerios de salud nacional y de la provincia de Mendoza.

«Estamos tratando de acercarle las vacunas a la población, acercarnos a los jóvenes aprovechando la gran convocatoria que tienen estos espectáculos: es un buen escenario para difundir información para prevenir la hepatitis B, una infección viral aguda, que es la principal causa de falla hepática fulminante y también puede provocar hepatitis crónica y cirrosis», explicó Carla Vizzotti, coordinadora del Programa Nacional de Control de Enfermedades Inmunoprevenibles (Pronacei).

Durante tres días, un camión sanitario permaneció en funcionamiento en el Parque Agnesi de San Martín, en las inmediaciones del autódromo. Los dos primeros días se aplicó la vacuna contra la hepatitis B en forma gratuita a todos los interesados, y los tres días se distribuyeron preservativos y folletos informativos sobre salud sexual y prevención de las hepatitis y del VIH/sida, así como se realizaron análisis serológicos para detectar los virus de las hepatitis B y C.

«Los casos nuevos de hepatitis B se presentan sobre todo entre los jóvenes, por la vía de relaciones sexuales no protegidas, incluyendo el sexo oral. El virus también se contrae por transfusiones de sangre no segura, inyecciones intravenosas y de la madre al bebe durante el parto -explicó Vizzotti-. El único reservorio del virus es el cuerpo humano, de modo de que si todos estamos vacunados se elimina la enfermedad.»

«El método más efectivo para prevenir la hepatitis B es estar vacunados con tres dosis de la vacuna -dijo por su parte Iris Aguilar, jefa de Inmunizaciones de la provincia-. La vacunación universal permite avanzar en el proceso de control y eliminación de esta enfermedad.»

En la actualidad, la vacuna contra la hepatitis B se encuentra disponible en los 8600 vacunatorios públicos del país, ya que la Argentina fue el primer país en América latina en introducir a la vacuna en su calendario nacional. La vacuna se aplica en los recién nacidos (dentro de las primeras 12 horas de vida), a los 11 años y en la edad adulta. Como recordó Vizzoti, «la vacuna es gratuita, obligatoria, y el esquema consiste en tres dosis para estar protegido».