Espacio Duam: Administran plasma de manera ambulatoria y con fines terapéuticos

El tratamiento con plasma no es obligatorio y la modalidad ambulatoria significa que no requiere la internación del paciente.

Neuquén.- En la ciudad de Neuquén se comenzó a administrar plasma de convalecientes de COVID-19 a pacientes leves o moderados, de manera ambulatoria. Con fines terapéuticos, la Unidad de Cuidados Exclusivos instalada en el Espacio Duam funcionará también como un dispositivo para la aplicación de plasma de convalecientes a las personas mayores de 65 años (con una comorbilidad) o mayores de 75 años, que tengan un diagnóstico positivo de COVID-19 con menos de 72 horas transcurridas desde el inicio de los síntomas.

Desde junio de 2020 se lleva adelante en la provincia del Neuquén el plan estratégico para regular el uso de plasma de pacientes recuperados de COVID-19 con fines terapéuticos, brindando la posibilidad terapéutica a pacientes con enfermedad aguda o con riesgo de enfermarse gravemente, en hospitales públicos o privados. A esto se le sumará la aplicación ambulatoria y consentida de un tratamiento preventivo con plasma de convalecientes a pacientes leves o moderados.

Quiénes pueden recibir el tratamiento

Todas aquellas personas mayores de 65 años con, por lo menos, un factor de riesgo asociado (HTA, DBT, obesidad, EPOC, IRC), o las personas mayores de 75 años. Dichas personas deberán tener un diagnóstico positivo para COVID-19, con menos de 72 horas transcurridas desde el inicio de los síntomas.

Quienes no pueden recibir plasma son las personas gestantes; menores de 18 años; o con antecedentes de reacciones adversas a la administración de componentes de la sangre.

Cómo se implementa

Habitualmente, cuando una persona con síntomas compatibles de COVID-19 concurre a cualquiera de los dispositivos DetectAR de la ciudad de Neuquén o a un centro de salud, se le realiza un test rápido. En caso de obtener un resultado positivo, la persona es evaluada y diagnosticada, y sus datos son cargados en la plataforma Andes.

Ahora a ello se sumará que, en caso de que la persona cumpla con los requisitos para recibir plasma de convalecientes previamente mencionados, serán contemplados para acceder al tratamiento. Es importante aclarar que la administración del plasma debe realizarse dentro de las primeras 72 horas desde que comenzaron los síntomas.

Es que una vez que la información se cargó en Andes, el equipo del Centro de Atención Domiciliaria (CAD) de la UCE puede acceder a ella para contactar y convocar a las y los pacientes que pueden recibir plasma, a través de un llamado telefónico.

Luego, cuando la persona es convocada al Espacio Duam, el equipo del CAD le explicará el procedimiento y, en caso de que esta acceda a recibirlo, se firmará un consentimiento.

Finalmente, el personal de salud preparará a la persona para la transfusión de plasma y, tras unas horas, el procedimiento finaliza y la persona se retira a su casa donde seguirá con los días de aislamiento correspondiente hasta que obtenga el alta definitiva. Cabe aclarar que desde Salud se le realizará el seguimiento correspondiente como a toda persona con confirmación de COVID-19.