EPAS anunció posible turbidez del agua por lluvias y vientos

Algunos sectores de Neuquén capital, que son abastecidos por bombeos que captan agua cruda del río Limay, podrían experimentar complicaciones en el suministro.

Neuquén.- El Ente Provincial de Agua y Saneamiento (EPAS) informó que algunos sectores de Neuquén capital, que son abastecidos por bombeos que captan agua cruda del río Limay, podrían experimentar turbidez debido a las recientes lluvias intensas y vientos fuertes.

La turbiedad del agua producto de las condiciones climáticas de esta semana obligan a los bombeos que toman el agua cruda del río Limay (25% del caudal que abastece a la ciudad) a realizar más procesos de filtrado que ralentizan la producción y la consecuente reserva de agua en los tanques desde donde se distribuye a los distintos barrios y también aumentar los controles de cloro en red.

Desde el organismo aclararon que la producción no cesó pero que todo lo anteriormente nombrado se traduce en menor caudal lo que puede derivar también en baja presión del servicio. Por tal motivo, se solicita a los vecinos hacer un uso racional del agua hasta que se normalice la situación, lo que depende exclusivamente de factores climáticos.