Delfino palpita el Superclásico

El arbitro del partido de vuelta de la semifinal de la Copa Sudamericana entre River y Boca vive la previa de lo que será el encuentro definitorio de la serie.

Buenos Aires.- El árbitro Germán Delfino admitió hoy que dirigir el Superclásico que jugarán el jueves River y Boca «es un desafío nuevo que aparece» en su carrera y afirmó que espera que sea un partido «distinto» al de la Bombonera.

«Este partido es como los dos primeros superclásicos que me tocaron, como los cuartos de final de la Libertadores entre Newell’s y Boca, son metas que uno se va planteando», dijo Delfino en una entrevista con el canal TyC Sports.

Para el árbitro internacional, «el primer partido fue muy friccionado» y por eso espera «que el jueves sea distinto. Por ahí no se da, se da de pierna fuerte y hay que estar atento pero eso no me condiciona ni me hace ir mal predispuesto». «Uno puede armar algo pero arranca el juego y una situación cambia todo, hay que estar atento, hacer un gran sacrificio físico para estar en la mejor posición y tomar la mejor decisión», remarcó Delfino.

Son partidos difíciles, trabados, friccionados. Hay que ver cómo se da el jueves, hay que estar en ese momento, en la velocidad del juego hay que tomar decisiones. No me quiero excusar, trabajamos para esto, nos gusta

El árbitro agregó que «uno planifica pero vamos a ver cómo se da el juego. Va a variar según cómo se vaya desarrollando, si hay un gol o no, si el 0-0 se va manteniendo hasta cerca del final».

«Son partidos difíciles, trabados, friccionados. Hay que ver cómo se da el jueves, hay que estar en ese momento, en la velocidad del juego hay que tomar decisiones. No me quiero excusar, trabajamos para esto, nos gusta», sostuvo el árbitro oriundo de Ramos Mejía.

Explicó, además, que «hay que decidir en fracciones de segundo, son las reglas del juego, nos preparamos para eso. Yo a veces cobro convencido y después la imagen demuestra algo distinto a lo del primer golpe de vista».

Destacó que «en la cancha hay mucho nervio, los jugadores no se convencen. Tenemos que lograr que los jugadores crean en lo que estamos cobrando, usar el diálogo para la prevención».

«Es un partido normal con la importancia que tiene y la trascendencia que toma, nada más, no puedo encararlo de otra manera», concluyó Delfino.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

*