Río Negro.- Docentes y auxiliares de servicio del CENS 17 de Viedma, denunciaron que hallaron excremento de rata en los panes que dan a los niños -hijos de los adultos que concurren a la escuela en horario vespertino-.

En ese marco, los trabajadores solicitaron ante el Ministerio de Educación que se aumenten los controles a los proveedores de alimentos.

El gremio UPCN respaldó la denuncia y acusó a la Secretaría de Trabajo de “no realizar los controles de seguridad e higiene pertinentes ni el cumplimiento de las mínimas condiciones en los establecimientos escolares”. “El control sobre los alimentos proveídos a las instituciones debe ser una constante del Estado, no se puede dejar en manos del azar tamaña cuestión. La situación denunciada es muy grave y puso en riesgo a todos los niños y al personal del establecimiento”, agregaron.