Neuquén.- Los trabajadores de la Planta de Agua Pesada de Arroyito vuelven a cortar la Ruta 22. El bloqueo se hace en cercanías al puente Carancho, en Senillosa.

En la zona hay caminos alternativos para vehículos chicos y medianos.

Los obreros iniciaron las medidas ayer por la mañana. En horas de la tarde-noche se habilitó el tránsito, pero regresaron esta mañana a la ruta ante la falta de soluciones.

Piden el pago total de los sueldos de mayo y junio y además que se mantenga abierta y en producción la empresa.