Buenos Aires.- Con un importante apoyo al “gradualismo” de la política fiscal de la Argentina, la directora gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), Cristine Lagarde, inició esta tarde una visita en el país, cuyo primer hito fue una reunión con el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne.

Después del encuentro, ambos dieron una conferencia académica, durante la cual la funcionaria soltó tres definiciones relevantes sobre la situación del país. “No vine a negociar algún tipo de programa, porque la Argentina no necesita eso y tampoco lo pidió”, indicó y aclaró que su presencia en el país es para participar de un encuentro del G20.

En segundo lugar, respaldó el programa fiscal gradualista del Gobierno. “Es decisivo y sustancial ese combate. Pero (el Gobierno) no ataca al déficit fiscal de manera frontal y brutalmente, sino que lo hace con el transcurso del tiempo y la capacidad de la sociedad argentina”, sostuvo.

Y como tercer respaldo relevante, la funcionaria fondomonetarista se detuvo a preguntarle acerca de la relación con las provincias, tras la explicación del ministro de Hacienda sobre la ley de Responsabilidad Fiscal. “Muchos países con políticas fiscales robustas tienen poco margen en el control de las provincias. Los quiero felicitar”, recalcó.