La situación política en el Reino Unido al final no alterará el inicio, este lunes en Bruselas, de las negociaciones para la salida de la Unión Europea (Brexit), tal como estaba previsto, anunció el gobierno británico.

“David Davis, el ministro a cargo de la salida de la Unión Europea, y Michel Barnier, el negociador-jefe de la Comisión Europea, acordaron en el día de hoy (jueves) iniciar las negociaciones el lunes 19 de junio”, dijo el ministerio británico del Brexit.

El gobierno de Theresa May podría no tener garantizada una mayoría en el Parlamento tras el fiasco electoral del 8 de junio, lo que había hecho pensar en un aplazamiento de las negociaciones.

De momento, May sigue buscando un acuerdo con el Partido Demócrata Unionista norirlandés para que le ceda sus 10 diputados y contar con una estrecha mayoría absoluta de dos diputados en la Cámara de los Comunes.

El escaso apoyo parlamentario de May abre las puertas a una negociación más flexible a la que esperaba la premier británica, que apostaba por un “Brexit” duro con Europa. Londres tiene que abandonar la UE a finales de marzo de 2019.