Neuquén.- Mediante un acuerdo pleno al que arribaron la fiscal del caso Carolina Mauri con la defensa del imputado, el hombre deberá cumplir 10 años de prisión de cumplimiento efectivo. Además, el agresor admitió ser el autor del disparo.

El hecho sucedió en noviembre de 2018 cuando el hombre fue a la vivienda en la que vivía su ex pareja y sus hijos, y comenzó a golpear la puerta para ingresar. La mujer abrió una ventana y le pidió que se calme o que de lo contrario llamaría a la policía. En ese momento, el imputado le apuntó con un arma de fuego y efectuó un disparo que impactó en el cuerpo de la víctima.

Tuvo que ser derivada de urgencia al Hospital de Centenario y luego, por la gravedad de la lesión, al Castro Rendón en la capital provincial donde fue intervenida quirúrgicamente.

El tribunal colegiado encargado de dirigir la audiencia avaló el acuerdo entre las partes, que contó con la aceptación de la víctima y el reconocimiento del imputado. Los magistrados también encontraron razonable el monto de la condena propuesta.